“Jubilados: sobre pensiones y aumentos” Por Octavio Huachani Sánchez

0
719

“Hemos hecho un aumento a las pensiones de los jubilados de la 19990 con absoluta responsabilidad presupuestaria” dijo el presidente Martín Vizcarra, en respuesta a algunas críticas que consideran irrisorio el incremento.

En el mismo sentido, un día antes, el ministro de Economía Carlos Oliva había señalado que “el reajuste a las pensiones de los jubilados del Decreto Ley 19990 y aumento a la pensión mínima de S/ 415 a S/ 500, -que se ha hecho después de 18 años-, es fiscalmente responsable gracias al aumento de la recaudación tributaria que hemos tenido el año pasado y que esperamos tener este año”.

Lo cierto es que al entusiasmo inicial que causó ente los jubilados el anuncio del aumento a 500 soles mensuales al día siguiente cuando empezaron a hacer sus cálculos, notaron que los S/2.18 diarios apenas le iba a alcanzar para pagar un pasaje de ida en el Metropolitano. O comprar algunos panes más. No para una lata de leche. O comprar un kilo de pescado.

La directiva de la Central Nacional de Jubilados y Pensionistas del Perú (CENAJUPE) consideró el incremento a las pensiones como un paso inicial ya que su planteamiento presentado ante el Ejecutivo y el Congreso es establecer una pensión equivalente a la remuneración mínima vital (S7.930). “Nuestra lucha continuará hasta que en el  presupuesto del próximo año se considere nuestra propuesta que la consideramos la más justa”.

Como se sabe de acuerdo a lo anunciado por el ministro de Economía, todas las escalas remunerativas, actualmente a cargo de la ONP, recibirán un aumento proporcional y la escala más alta, que actualmente recibe una pensión de S/ 857, recibirá un aumento de S/35 llegando así a los S/ 893. De igual forma se realizará un aumento de S/ 35 para quienes reciben pensión por viudez o sobrevivencia.

Este último punto también generó discrepancias. Las viudas, al fallecer el titular solo reciben la pensión del conyugue. Como si a partir de entonces tuviera que comer la mitad de lo que comía antes.

Esto es doblemente injusto porque coloca a la viuda entre las personas de extrema pobreza y porque marca una enorme  diferencia con las viudas de un presidente de la Repùblica. Recordemos que la viuda del expresidente Valentín Paniagua cobraba el íntegro de la pensión de su esposo. Lo cierto es que durante 18 años las autoridades -presidentes y congresistas- abandonaron a su suerte a los jubilados y pensionistas de la 19990 olvidando que la segunda disposición transitoria de la Constitución Política determina la revisión anual para los respectivos incrementos de las pensiones.

Todos, incluyendo los ministros olvidaron el rol tuitivo del Estado  se mostraron insensibles al drama de los jubilados. Esa insensibilidad hizo que muchas personas tuvieran temor a envejecer por el abandono que los esperaba a la vuelta de la esquina..

Al respecto Oscar Alarcón Delgado miembro de Cenajupe y dirigente de la CGTP señaló que permanecerán atentos  a las acciones futuras que tome el Ejecutivo con relación a una aumento que asegure una vejez digna. “Nuestra obligación es defenderlos ante cualquier gobierno insensible que recorte o no reconozca el esfuerzo que quienes con su trabajo contribuyeron al desarrollo del país”, dijo.

Mientras tanto a partir de mañana 3 de mayo los pensionistas de la  19990 cuyos apellidos comiencen con las letras A y C pueden acercarse a las ventanillas del Banco de la Nación para cobrar sus pensiones.

Como se sabe la ONP, actualmente atiende a 542,733 pensionistas y para el próximo año se prevé el ingreso de 20,000 nuevos jubilados.