Hart retornó a la Chutana con triunfo junto a Durand

0
813

Los grandes momentos vividos en la TC2000, los triunfos históricos obtenidos en el Autódromo La Chutana y el título como Campeón Nacional de Circuito logrado por Mario Hart hace algunos años atrás, se convirtieron en recuerdos del presente y seguramente serán también, más adelante, en recuerdos del futuro.

Alejado de la categoría para cambiar su camino al rally peruano y con fuerza este 2019 en Chile- donde en ambos casos continuó cosechando éxitos tras éxitos- Hart y Diego Durand, fueron los más veloces hoy domingo en la primera del año del torneo sobre asfalto.

Gracias a la gentileza de Diego, Mario tuvo la oportunidad de volver a recorrer las pistas del escenario del distrito de Chilca en los 200 Kilómetros de Lima y salieron victoriosos en la TC2000 con 83 giros y un tiempo de 1 hora 57 minutos 34 segundos, superando a la dupla Christian Kobashigawa / José Wong por 28 segundos, completando el podio Verónica Peyón junto a su pareja de conducción Nicolás Leyton.

Mario no dudó en iniciar sus declaraciones destacando la ocasión otorgada por Durand para compartir el manejo con él. “Fue una carrera muy dura, disputada y difícil. Diego inició con gran calidad la conducción de su coche, entregándome el auto ubicado en segundo lugar, tras una lucha metro a metro frente al múltiple monarca Christian Kobashigawa. La fortuna y mi experiencia me permitieron sobrepasar a José Wong y cruzamos la bandera a cuadros como los mejores.”

“Feliz de haber colaborado con Diego para que se meta al bolsillo los puntos gordos en la apertura del Campeonato Nacional de Circuito TC2000. Yo regresaré a las rutas del Rally Mobil Chile con la ilusión y esperanza de seguir sumando en la Clase R3 Light a ver si al final nos llevamos la corona de uno de los torneos más importante del mundo, que inclusive incluye una fecha mundialista de la WRC.”

“Gracias a Diego, a su equipo, a mi padre y a Hansito por todo. Realmente estoy emocionado de recordar los viejos tiempos y pensar que dichos recuerdos se pueden transformar en un futuro tan igual como aquellos. Haré lo posible por subir a los más alto del deporte mundial, imposible de lograrlo sin la bendición de Nuestro Señor,” sentenció.