La OEA sesionará a petición de 18 países para analizar la situación de Venezuela

0
99

Washington, 25 marzo 2017 (peruinforma.com / fuente: Nodal).-

La Organización de los Estados Americanos (OEA) convocó a una reunión extraordinaria para analizar la situación en Venezuela, en momentos que varios países del hemisferio han llamado al presidente Nicolás Maduro a respetar diversas disposiciones democráticas y liberar a presos políticos.

El Consejo Permanente, la principal instancia de la organización, se reunirá el martes en su sede de Washington.

La sesión fue convocada a petición de Argentina, Bahamas, Barbados, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Estados Unidos, Guatemala, Honduras, Jamaica, México, Panamá, Paraguay, Perú, Santa Lucía y Uruguay.

La crisis venezolana recobró protagonismo en el organismo hemisférico desde que su secretario general Luis Almagro propuso este mes suspender a Venezuela si el gobierno de Maduro no celebra elecciones a la brevedad.

El organismo abordará la crisis venezolana por primera vez desde que en noviembre aprobara una resolución de respaldo al diálogo que el gobierno de Maduro adelantaba con la oposición.

Esa iniciativa diálogo contó con la mediación del Vaticano y de tres expresidentes, pero no se tradujo en ningún avance.

La OEA convocó a la sesión extraordinaria apenas horas después de que 14 de sus estados miembros llamaron a Venezuela a liberar a los presos políticos, convocar a elecciones y respetar las decisiones de la Asamblea Nacional, en una inédita posición conjunta en torno a la crisis del país sudamericano. Sin embargo, dijeron que la suspensión de esa nación del organismo debería ser la última opción.

“Estoy plenamente de acuerdo que la suspensión es una medida para tomar al final del proceso y veo positivamente que el referido grupo de países deja abierta esa posibilidad”, señaló Almagro en un comunicado divulgado el viernes en torno a la posición de los 14 países, incluidos Estados Unidos y Canadá.

El sexenio de Maduro culmina en 2018, pero la incertidumbre sobre la celebración de las próximas elecciones presidenciales se acentuó después de que Caracas suspendiera indefinidamente las elecciones de gobernadores el año pasado.

Los venezolanos atraviesan una crisis política, agravada por una inflación galopante y una grave escasez de medicinas y alimentos.

La convocatoria de la OEA ocurre horas después de que Maduro apeló por primera vez a la comunidad internacional y pidió ayuda a la ONU para enfrentar la escasez de medicinas que atraviesa Venezuela.

Hasta el momento había rechazado ayuda externa, alegando que no existe una crisis humanitaria.