Relaciones en el trabajo: ¿Cómo llevarlas adecuadamente?

0
232

El peruano promedio pasa aproximadamente ocho horas al día en el trabajo, 48 horas a la semana según nuestra legislación. Este tiempo representa más horas en su rutina que las que dedican a cualquier otra cosa. Por ello, los compañeros de trabajo a menudo se convierten en amigos de por vida: tan cerca, si no más cerca, de los miembros de la familia. Por lo tanto, no es sorprendente que las personas también encuentren el amor en este ambiente.

De acuerdo a la Sociedad de Recursos Humanos de Estados Unidos, el 24% de los trabajadores aseguraron haber estado o actualmente están en una relación amorosa con un colega de su centro de trabajo.

¿Pero es una mala idea? “Debido a que es bastante natural que las personas se reúnan en el trabajo, compartan experiencias e intereses comunes y puedan socializar, salir en una relación romántica o incluso enamorarse, los romances en el lugar de trabajo no son necesariamente algo malo”, afirma Luciano Barredo, gerente de marketing de Navent, empresa dueña de los postales Bumeran y Adondevivir.

Por ello, Bumeran brinda unas recomendaciones para llevar este tipo de relaciones de la mejor manera.

Reconoce los riesgos

Todo trabajador debe considerar que tener múltiples niveles de relacionamiento con alguien puede crear conflictos de intereses difíciles de resolver. Si estás saliendo con su compañero de equipo, ¿Pones en primer lugar los intereses del equipo o del individuo?

Conoce las políticas de tu empresa

Sigue las reglas y trata de entender las razones por las que están vigentes. Si las ignoras, es a tu propio riesgo. Si ya has violado una política, lo recomendable es aclarar todo lo antes posible, para no afectar la armonía del clima laboral.

Mantente alejado de tus superiores

Independientemente de cuáles sean tus intenciones, es mejor no salir con sus gerentes o subordinados. E.

Determina límites

Por más agradable que pueda parecer para uno, las demostraciones de afecto pueden ser molestas para el equipo de trabajo y afectar el clima laboral. Por ello, a pesar de ser una actividad poco romántica, es necesario que la pareja tenga una conversación seria sobre los límites que tendrá su relación.

 En caso de rompimiento

Por supuesto, no toda relación funcionará y si tú o tu pareja deciden poner fin a las cosas, es mejor estar preparados. No hay ninguna razón para escatimar palabras: va a ser muy doloroso, pero aun así necesita ser abierto acerca de la ruptura.