Policía Nacional interviene penales de Cachiche y Piedras Gordas

0
238

En operativo conjunto con el Ministerio Público y el INPE, incauta celulares, chips y también se halló agendas con números de personas y empresas presuntamente extorsionadas.

Durante un operativo conjunto con el Ministerio Público y el Instituto Nacional Penitenciario (INPE), la Policía Nacional del Perú (PNP) allanó diversas celdas de los penal Cristo Rey y Ancón I, en Ica y Lima respectivamente, e incautó celulares, chips y agendas de empresarios supuestamente extorsionados en dicho recinto penitenciario.

Un trabajo de Inteligencia desarrollado a inicios de mes por la División de Investigación de Secuestros de la Dirección de Investigación Criminal (Dirincri) detectó, mediante imágenes audiovisuales, el uso de equipos de comunicación y otros objetos que serían empleados con fines extorsivos por reos que conforman la organización criminal La Gran Casta de Ica o Los Musulmanes.

De acuerdo con la PNP, se detectó que los miembros de esta agrupación se encontraban ubicados en el pabellón 7 del centro penitenciario. Por ello, el 8 de mayo se iniciaron las coordinaciones con la Primera Fiscalía Corporativa Penal de Ica para llevar a cabo una requisa extraordinaria en esa zona del establecimiento penal Cristo Rey, también conocido como Cachiche.

Al haberse demostrado la alta peligrosidad, con capacidad económica y logística de esta organización, el 17 de mayo el Instituto Nacional Penitenciario (INPE) decidió el traslado de 17 internos a otros penales de máxima seguridad.

El 25 de mayo, al haber culminado las etapas de investigación e inteligencia a los miembros de La Gran Casta de Ica o Los Musulmanes, se desarrolló la requisa extraordinaria dispuesta por la Primera Fiscalía Corporativa Penal de Ica.

Entre el material incautado figuran siete celulares, cuatro chips, tres USB, seis dispositivos de manos libre, cinco cargadores artesanales. También se confiscaron manuscritos con anotaciones de números telefónicos y cuentas bancarias para uso de investigación y análisis, que se presume habrían sido usados para la extorsión, sicariato, robos y otras actividades delictivas. Además, durante el operativo se destruyeron los lugares donde se ocultaban los equipos de alta gama.

En esta operación participaron en total 93 efectivos de la División de Investigación de Secuestros (Divinse), 30 agentes de la División de Investigación Criminal (Divicc), 70 de la Dirección Nacional de Operaciones Especiales (Dinoes), 30 agentes del Grupo de Operaciones Especiales del INPE, siete funcionarios de esta institución y siete fiscales de la Fiscalía Corporativa Penal de Ica.

También, de manera sincronizada, se allanó la celda 21, pabellón 9 del penal Ancón I, también llamado Piedras Gordas, en Ancón, donde están internados cuatro reos vinculados a esta agrupación ilícita. Allí se encontró diversos manuscritos de teléfonos y reglajes de empresarios, así como de personas jurídicas y naturales, quienes serían víctimas de extorsión.