Ministros escucharon aportes ciudadanos frente a violencia contra la mujer

0
250

Defensoría del Pueblo organizó audiencia

El Defensor del Pueblo, Walter Gutiérrez Camacho y varios ministros de Estado escucharon hoy las propuestas de la ciudadanía frente a la violencia contra niñas y mujeres en el país.

Durante la Audiencia Defensorial “Basta de Violencia contra Niñas y Mujeres: justicia sin indiferencia”, participaron la ministra de la Mujer, Ana María Mendieta; el ministro de Educación, Daniel Alfaro; ministro del Interior, Carlos Morán; y el viceministro de Justicia Fernando Castañeda.

La ministra de la Mujer invocó a trabajar en unidad y en forma coordinada para erradicar la violencia y fortalecer los sistemas de protección para las víctimas de violencia familiar y sexual.

“No existirá desarrollo sostenible si no logramos la igualdad. Cada uno tiene una función para enfrentar la violencia contra niñas y mujeres”, aseveró.

El ministro de Educación, Daniel Alfaro, remarcó que desde su sector se están tomando diversas acciones para erradicar la violencia en las escuelas, entre ellas la incorporación de más psicólogos en los colegios.

Asimismo, ministro del Interior, Carlos Morán, lamentó que algunas comisarías no hayan atendido en forma correcta denuncias sobre violencia a las mujeres y dijo que se adoptarán medidas correctivas.

También participó Jorge Avellaneda, padre de Jimenita, la niña que fue secuestrada, violada y asesinada en febrero pasado en San Juan de Lurigancho.

Avellaneda insistió en la necesidad de crear un registro nacional de agresores sexuales para conocer quiénes pueden agredir a niñas y mujeres.

“El atacante de mi hija tenía antecedentes y se paseaba sin reparo”, aseveró.

Defensoría del Pueblo

Por su parte, el defensor del Pueblo agradeció a las autoridades por demostrar compromiso y por sumarse a la tarea de luchar contra la violencia a las mujeres.

“Miro con optimismo cambios importantes para erradicar la violencia hacia niñas y mujeres”, aseveró.

Detalló que la mencionada jornada constituye el punto final de una serie de audiencias organizadas por la Defensoría del Pueblo en las regiones con los más altos índices de violencia hacia niñas y mujeres: Apurímac, Arequipa, Cusco, Junín, La Libertad, Loreto, Madre de Dios y Piura.

En ellas se recogió iniciativas y testimonios de la población que han permitido evidenciar los problemas a los que se enfrentan las víctimas de violencia, desde la falta de capacitación a los operadores de justicia para erradicar los estereotipos machistas hasta la carencia de medidas que permitan atender adecuadamente a la población discapacitada o indígena.

Otra dificultad encontrada fue la falta de una data uniforme sobre violencia que provenga de las instituciones del sistema de justicia encargadas del tema, lo que impide el desarrollo de políticas adecuadas por parte del Estado.

Asimismo, la población tuvo la oportunidad de exponer sus denuncias ante las más importantes autoridades del Poder Judicial, Ministerio Público y de los ministerios en cada región.

En la audiencia de hoy también participaron representantes del Poder Judicial y del Ministerio Público, quienes escucharon los aportes y denuncias de la población.

Lima es la región con el más alto índice de violencia en el país. De acuerdo a los últimos registros de la Defensoría del Pueblo, más del 20% de los feminicidios registrados durante el 2018 en el Perú ocurrieron en la capital.

Además, el 93% de mujeres en la capital han sufrido algún tipo de acoso sexual callejero en el último año.

Las Audiencias Defensoriales forman parte de un conjunto de acciones que viene desarrollando la Defensoría del Pueblo para evidenciar el problema de la violencia hacia niñas y mujeres en todo el país. De forma paralela, se viene promoviendo la campaña #DeUnaVezPorTodas, que busca que el Ejecutivo denomine el 2019 “Año por la Igualdad y No Violencia contra Niñas y Mujeres”.

(Fuente: Andina)