Mamá o papá canguro y lactancia materna son claves en cuidado del bebé prematuro

0
150

El Minsa promueve estas atenciones sencillas y costo-eficaces que contribuyen en la evolución de los prematuros

La técnica de la “madre o padre canguro” y la lactancia materna son claves en el cuidado de los bebés prematuros, aquellos nacidos vivos antes de las 37 semanas de gestación. Basado en la evidencia, el Ministerio de Salud (Minsa) promueve ambas intervenciones que permiten la participación de la familia en la evolución de estos niños, que en casos extremos pueden pesar apenas 500 gramos.

La mamá que pone en práctica la técnica del canguro se convierte en una suerte de ‘incubadora humana’ al proporcionarle al prematuro el calor que necesita, estrecha el vínculo emocional y afectivo con su hijo, además de que estimula en ella la producción de leche. Este contacto directo piel a piel no excluye al papá y contribuye a reducir el tiempo de hospitalización del neonato.

La lactancia materna es otra acción indispensable que permite el crecimiento y neurodesarrollo en los casos de prematuridad. Se trata del alimento más importante de la vida, que proporciona defensas y previene infecciones que pueden poner en grave riesgo la salud de un niño nacido antes del término del embarazo.

Estas atenciones sencillas y costo-eficaces, destinadas a mejorar la situación de los bebés prematuros y sus familias, se suman al trabajo que se realiza en los servicios de salud de todo el país, con la incorporación de nuevas tecnologías y la atención de personal altamente calificado.

Según la Encuesta Demográfica y de Salud Familiar (Endes), en el año 2012, la prematuridad alcanzó el 17,5% del total de nacidos vivos; hacia el 2017, esta se ha incrementado a 21,8%. Sin embargo, la supervivencia de los prematuros ha ido incrementándose en los últimos seis años; fallecían casi la totalidad de los nacidos con un peso menor a un kilo. Hoy sobreviven más del 50% de casos.

El Ministerio de Salud realiza la Jornada Neonatal por el Día Mundial del Recién Nacido Prematuro con el lema “Si nací pequeño, ayúdame a crecer sanito”, a fin de fortalecer las capacidades del personal asistencial que participa en importantes exposiciones a cargo de distinguidos especialistas en salud neonatal del país.