Gobiernos de Bolivia y Argentina conforman comisión técnica para dialogar por migrantes

0
337

La Paz, 09 febrero 2017 (peruinforma.com / fuente: Nodal).-

Una delegación de altos cargos de Bolivia que visita Argentina esta semana pidió ayer a la ministra de Seguridad del país austral, Patricia Bullrich, que las modificaciones recientemente implementadas por su cartera en la ley de migraciones “no lesionen, resientan o cercenen algún derecho”. La autoridad argentina accedió a la conformación de una comisión técnica, para avanzar en el tema.

Así lo aseguró en declaraciones a la prensa el presidente del Senado boliviano, José Alberto Gonzales, que encabeza la comitiva, y relató que durante el encuentro que tuvieron ayer con la ministra argentina le hicieron escuchar “las observaciones” del Gobierno boliviano acerca de las modificaciones en la ley.

En medio de la tensión por las nuevas política migratorias de Argentina, el presidente Evo Morales reiteró su deseo de trabajar con su homólogo, Mauricio Macri. “Yo quiero trabajar con el presidente Macri para hacer respetar a nuestros pueblos de Bolivia y Argentina, pero desde América Latina como justa reivindicación de los latinoamericanos ante las políticas del norte”, dijo Morales en un acto en Oruro.

NUEVO ENCUENTRO En la reunión de ayer, en Buenos Aires, también se llegó a un acuerdo para que en unos días se celebre un encuentro más amplio entre Bullrich y García con sus pares bolivianos, el ministro de Gobierno, Carlos Romero, y la directora de Migraciones, Cosset Estenssoro, con el fin de examinar las observaciones de Bolivia con respecto a los cambios en la ley.

Gonzales explicó que la primera reunión de la mesa técnica tendría que realizarse en los próximos 15 días; sin embargo, dijo que los ministros de ambos países definirán una fecha precisa. Los temas que se abordarán son las garantía a los derechos de los inmigrantes bolivianos y la flexibilización de las causales para la deportación.

DECRETO El presidente argentino, Mauricio Macri, firmó la semana pasada un decreto que endurece la ley migratoria del país con el fin de prohibir la entrada al país a personas con antecedentes penales y acelerar la expulsión de los extranjeros que comentan delitos en territorio argentino.

La medida fue aprobada días después de que Bullrich vinculara la inmigración peruana, paraguaya y boliviana con el aumento del narcotráfico, lo que fue criticado por el gobierno de Evo Morales, que comparó sus palabras con el “discurso xenofóbico” del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Además, pocos días después, el diputado argentino Alfredo Olmedo se mostró a favor de construir un muro en la frontera entre ambos países para mejorar los controles migratorios.

La delegación -también integrada por el ministro de Desarrollo Rural y Tierras, César Cocarico, y el viceministro de Comercio Exterior, Clarems Endara- se reunió este lunes con el vicecanciller argentino, Pedro Villagra, y ayer tuvo otros encuentros.