Ministro Basombrío es interpelado en el Pleno del Congreso (VIDEO)

0
283

Como parte de su presentación ante el Congreso de la República, el ministro del Interior, Carlos Basombrío, explicó la importancia de que su sector recurra por primera vez a indicadores objetivos de resultados para definir si la estrategia empleada en la lucha contra la inseguridad ciudadana es la correcta o si necesita ajustes.

Basombrío explicó por qué han mejorado algunas de las cifras sobre seguridad ciudadana y lucha contra el delito, haciendo según él, que ceda lentamente como el principal problema del país. Para el titular del sector Interior, esta mejora no se explica únicamente por las estrategias que su gestión ha puesto en práctica, sino que algunas de  ellas venían bajando desde antes, y que su tendencia solo se ha acentuado en estos meses por diferentes factores. “En el balance que hacemos, creemos que las cifras han mejorado, en primer lugar, porque la gente es más consciente del problema y toma más precauciones. O sea, la sociedad se auto protege”, detalló.

Para Basombrío, más incluso que en la victimización, la clave del problema está en disminuir la re victimización. Algo que está ocurriendo. Las personas que, según su propia respuesta fueron víctimas de más de un delito, ha bajado de 14,8% a 11,8% entre agosto del 2016 y abril del 2017. En el caso de Lima la reducción es porcentualmente más significativa, ya que ha disminuido de 17 puntos porcentuales, a 12.8.

Según el ministro, en lugares clave del país, la victimización de empresas ha disminuido: Ica ha bajado de 48,4 a 30,2; Lima Metropolitana de 26 a 18,3; Tumbes de 35,4 a 22,5; Arequipa de 45,4 a 24,1; Callao de 24,1 a 18,4; Piura de 33,9 a 26,1; Lambayeque de 30 a 21 y La Libertad de 33,6 a 20,9.

Por otro lado, la extorsión a empresas, desde microempresas hasta las grandes, baja de 15% en la primera medición a 9,1% en el trabajo de campo de fines del 2016 y comienzos del 2017. Se ha reducido el problema en alrededor del 40%.

De acuerdo con Basombrío, una de las principales medidas en el combate contra el crimen organizado desde el sector es la ejecución de los megaoperativos. Hasta la fecha, en lo que va de la gestión se han realizado 66 megaoperativos contra el crimen organizado dirigidos a desarticular organizaciones dedicadas al crimen urbano violento (extorsión, sicariato, robo agravado, etc.) o a las economías ilegales en el país (tráfico ilícito de drogas, minería ilegal, tala ilegal).

Basombrío explicó que su gestión ha desarrollado una estrategia integral contra las armas ilegales, con el que se ha clarificado y especificado el tipo penal de porte de arma ilegal: hoy en día sólo el porte de arma ilegal es un delito inequívocamente castigable con prisión efectiva, que con los agravantes puede llegar a 15 años.

El ministro Basombrío detalló que la estrategia “Barrio Seguro” se creó sobre la base de que en 85 distritos del país concentran a la vez una alta tasa de victimización, un mayor número de denuncias registradas en la policía y un mayor número de homicidios en el 2016. “Hemos identificado dentro de esos distritos, 100 barrios del país que requieren una atención preferencial, tanto en la lucha contra el delito como en la prevención policial y social de mediano plazo. Dicho en corto, para que los niños de 10 u 11 años de esos barrios no terminen a los 16 años siendo sicarios o pandilleros”, argumentó.