El Bachillerato Internacional fomenta el aprendizaje interdisciplinario a través del PAI

0
288

Washington.- El Programa de los Años Intermedios (PAI) del Bachillerato Internacional® (IB) es un marco académico riguroso que anima a los alumnos de 11 a 16 años a establecer conexiones prácticas entre sus estudios y el mundo real.

El marco curricular del PAI consta de ocho grupos de asignaturas que ofrecen una educación amplia y equilibrada a los alumnos. Este programa está diseñado para hacer reflexionar a alumnos con diversos intereses.

Los alumnos del PAI se involucran en su experiencia de aprendizaje. En el cuarto año del programa deben presentar el Proyecto Personal. Trabajan en la selección del tema, la definición de un objetivo y la elección de un contexto global. El Proyecto Personal evalúa las habilidades de aprendizaje de los alumnos relativas a la autogestión, la investigación, la comunicación, el pensamiento crítico y creativo, y la colaboración.

La exposición del Proyecto Personal es una fantástica forma de apreciar la culminación de muchos meses de esfuerzo por parte de los alumnos y sus supervisores. Cada año, presentan una amplia variedad de proyectos únicos ante sus compañeros, padres, miembros del personal del colegio y otros invitados para celebrar sus logros.

El PAI brinda oportunidades de capacitación docente en línea. Son más cómodas y considerablemente más económicas que los talleres presenciales que se celebran en distintas partes del mundo. Los profesores también pueden acceder a un foro virtual completo para cargar y compartir planes de lecciones interesantes y estimulantes, así como plantear preguntas relacionadas con el PAI.

“El PAI ofrece una riqueza conceptual basada en los diferentes vínculos que puede tener un contenido y en cómo potencializarlo. También da la oportunidad, tanto a profesores como a alumnos, de tener una mentalidad internacional, analizar otros contextos, tener una mirada un poco menos local, resolver problemas, saber trabajar en equipo y poder transferir el conocimiento a otro. Por ello es tan beneficioso para los que lo imparten y para los que lo cursan”, explica Susana Memún, coordinadora del PAI en el Colegio Hebreo Maguen David de México.

Este programa contribuye al desarrollo personal e intelectual de los alumnos para que sean comprometidos y reflexivos con su entorno, y se conviertan en ciudadanos sensibles y responsables.

Para aquellos alumnos que desean obtener una titulación formal después del quinto año de este programa, el IB ofrece una evaluación electrónica a fin de obtener el certificado del PAI. Para ello, los alumnos deben completar exámenes en pantalla de dos horas de Lengua y Literatura, Individuos y Sociedades, Ciencias, Matemáticas y aprendizaje interdisciplinario. También deben realizar el Proyecto Personal moderado y cumplir las expectativas del colegio respecto al servicio como acción (servicio comunitario). La evaluación electrónica del PAI ayuda a los colegios a juzgar el desarrollo de los alumnos como personas, así como su capacidad de establecer conexiones entre sus estudios académicos y el mundo fuera del aula.

Este programa permite a los alumnos explorar sus propias preferencias de aprendizaje, asumir riesgos apropiados y desarrollar su identidad personal. La indagación e investigación son fundamentales en el programa, permitiéndoles a los alumnos tener una mayor habilidad de conocimiento, además de inculcarles una responsabilidad con ellos mismos y con la sociedad.

“Gracias a los programas del IB, los alumnos desarrollan habilidades que no solo les sirven para su etapa escolar, sino que perduran toda la vida. Cursar los programas del IB permite a los alumnos desarrollar la mentalidad internacional necesaria para desenvolverse en el mundo actual”, afirma Albeyro Vanegas, rector del Colegio San Viator de Colombia.

Actualmente, 3 colegios en Argentina, 11 en Colombia, 35 en México y 8 en Perú, además de otros 1.425 colegios en el resto del mundo, implementan el Programa de los Años Intermedios.